Buenos Aires,

 

 

17/11/2017

Atletico Tucumán 0  Arsenal 0

Un pasito hacia adelante
Arsenal mostró una mejoría colectiva en su visita a Atlético Tucumán y, tras el 0-0 en el José Fierro, se llevó un punto que le suma en el ánimo aunque no demasiado en los promedios. El Viaducto tuvo algunas claras en el complemento, pero también sufrió una arremetida final del Decano en la que Santillo apareció para mantener el cero.
 

Tras un par de semanas de incertidumbre, el Viaducto enfrentó una difícil prueba en Tucumán y, luego de muchos encuentros fallando, se puede decir que el equipo estuvo a la altura. Los de Zielinski venían entonados tras su pase a la final de Copa Argentina y buscaron imponer las condiciones del partido aprovechando su localía, sin embargo, Arsenal estuvo ordenado y sostuvo un bloque bajo pero solidario, que evitó que el local causara daño. Los volantes externos de Atlético cambiaron su posición un par de veces, no obstante su participación continuó siendo inocua, al igual que la de Álvarez, quien ofició de enlace en el Decano. La única desconcentración puntual estuvo en la zaga tras un pelotazo, pero Santillo apareció para contener el remate de ‘Pulga’ Rodríguez, lo más peligroso que generó Atlético en esos primeros cuarenta y cinco minutos.
 

A la hora de tener la pelota, aunque lo hizo menos que su rival, tuvo prolijidad en sus intentos -pese a carecer de profunididad-. Drocco ordenó a Ferreyra -quien además estuvo abocado a anular a Álvarez- con su presencia y le dio un manejo más pulcro al balón, buscando a Wilchez en reiteradas ocasiones para que la jugada culminara luego con las llegadas de Carrera y Rolón -de apariciones puntuales que no les alcanzaron para redondear un buen partido- por el lado opuesto. El voluntarioso Contreras generó la del gol anulado a Rolón y luego tuvo una propia, fruto de su tozudez, en la que Sánchez tuvo que intervenir para ahogarle el grito. Sin hacer demasiado más que su oponente, el cuadro de Sarandí dejó una imagen positiva durante esa primera mitad.
 

La segunda mitad, luego de unos diez minutos trabados, estuvo más abierta para ambos. Atlético siguió en posesión del protagonismo, sin embargo los de Humberto Grondona continuaron haciéndole el partido muy sinuoso a un Decano que no tuvo avances claros. La excepción a esto fue una situación aislada en la que Grahl -con un gran pase- dejó en de cara al gol a Barbona, quien no supo batir a Santillo. Por el lado de Arsenal, aparecieron dos contragolpes importantes en los que no tuvo contundencia para resolver, un tema que se viene repitiendo y sigue preocupando. Una corajeada de Monteseirín, que fue cerrado con lo justo por García tras recibir de Carrera y un posterior cabezazo de Contreras apenas arriba fueron dos avisos claros en la misma jugada. Poco después, un buen pase de Carrera encontró la llegada de Wilchez, mas el barbudo no definió nada bien.

 

Ambos hicieron cambios para ganarlo: Humberto tiró a la cancha a Milo y Mosquito, mientras que Zielinski se la jugó con Melo y Blanco, quienes tendrían mayor incidencia que los hombres visitantes. Un tiro de Acosta atajado por Santillo fue la respuesta local a ese anterior momento de zozobra, aunque las más claras de los tucumanos llegaron recién en el final del duelo, ante un Arsenal que se había replegado de más. Pero hoy apareció Santillo, y sostuvo una igualdad que terminó siendo justa en el balance. El arquero le tapó una pelota espectacular a Blanco en la boca del arco, mientras que minutos más tarde fue Velázquez quien irrumpió y le negó el gol a Barbona al tapar su remate. Fue 0-0 en el José Fierro.

 

La valoración final es positiva esta noche para este Arsenal que superó un par de semanas turbulentas y dio señales de vida. El plantel y Humberto mostraron algunas cosas positivas que vale nombrar aunque no alcanzaran para llevarse los tres puntos. Al orden y la solidaridad se le suman actuaciones como la de Santillo, que se mostró firme en un momento importante, la dupla Monteseirín-Cardozo que tuvo seguridad, la aparición de Drocco y una nueva buena actuación de Contreras, quizá tempranamente quitado del juego. Un pasito para adelante que da un poquito de esperanza, aunque a este equipo todavía le queda demasiado por mejorar. Da la sensación que proponiendo este bloque más bajo, más solidario y no tan desordenado las cosas pueden marchar, sin embargo la falta de contundencia sigue siendo un factor negativo, mientras que el tiempo como para que los resultados lleguen es cada vez menor. Ojalá los goles empiecen a aparecer ante Talleres.
 

Síntesis del partido:

Atlético Tucumán 0: Alejandro Sánchez; Guillermo Acosta, Yonatan Cabral, Rafael García, Cristian Villagra; Rodrigo Aliendro, Gonzalo Freitas, Francisco Grahl, David Barbona; Favio Álvarez; Luis Rodríguez.
 

Suplentes: Franco Pizzicannella, Mauro Osores, Gabriel Risso Patrón, Gervasio Núñez, Alejandro Melo, Hernán Hechalar e Ismael Blanco.

DT: Ricardo Zielinski

 

Arsenal 0: Pablo Santillo; Sergio Velázquez, Facundo Monteseirín, Facundo Cardozo, Claudio Corvalán; Leonardo Rolón, Germán Ferreyra, David Drocco, Lucas Wilchez; Ramiro Carrera y Rodrigo Contreras.

Suplentes: Maximiliano Velazco, Emiliano Papa, Maximiliano Calzada, Joaquín Ibáñez, Iván Bella, Federico Milo y Thiago Mosquito.

DT: Humberto Grondona


 

Goles: -
 

Amonestados: 33’ Wilchez (ARS), 44’ Drocco (ARS), 53’ Freitas (ATU) y 85’ Calzada (ARS).
 

Cambios: 55’ Risso Patrón X Villagra (ATU), 60’ Melo X Aliendro (ATU) y Mosquito X Contreras, 66’ Milo X Carrera (ARS), 68’ Blanco X Grahl y 79’ Calzada X Wilchez (ARS).

Estadio: Monumental José Fierro

Árbitro: Germán Delfino

 
Uno por Uno
 

Santillo: Seguro. El cimiento de un nuevo cero en el arco de Arsenal. Además de una tapada a Barbona, le ahogó el grito a Ismael Blanco en el taco a quemarropa en el área chica, la jugada más clara del partido.

 

Velázquez: Posicionalmente aceptable. No tuvo la obligación de recorrer mucho su banda por la presencia de Rolón. Tuvo algunos quites interesantes en campo rival, opacados por un traslado excesivo e innecesario.

 

Monteseirín: Fue de los que más anticipó. Con su lectura, interrumpió varios ataques tucumanos e incluso en varias se animó a subir con la pelota en los pies. Bien por el zaguero central.

 

Cardozo: Como en otras ocasiones, más seguro de arriba que de abajo. Una mala marca a Barbona le permitió a Atlético Tucumán transformar un pelotazo en una situación de gol con el Pulga Rodríguez rematando sólo en el punto del penal. Suele tomar la lanza y animarse a atacar, aunque debe soltar la pelota a tiempo.

 

Corvalán: Regular. Por momentos se cerró demasiado y dos o tres envíos aéreos terminaron sobrando a Wilchez, que quedaba cubriendo ese sector. Igual, atento para completar los rechazos en las tapadas donde Santillo dio rebote.

 

Rolón: Con su clásico despliegue por la banda, le anularon un gol por posición adelantada conectando por el segundo palo un pase de Contreras. Esta vez, los ataques no se inclinaron por su zona y no pudo pisar tanto el área.

 

Drocco: Participativo en el primer tiempo, le dio panorama y claridad a las transiciones con mayoría de pases precisos y acercamiento a sus compañeros para ser opción. También bajó marcadamente su rendimiento en el complemento.

 

Ferreyra: En el se apoyó mucho Drocco durante el primer tiempo, y aunque no logró dominio territorial en el medio, sí mantuvo a raya a los futbolistas que circulaban por su sector. Un error de cálculos lo hizo tirarse al piso antes de tiempo y promover un desborde peligroso de Favio Alvarez en esa etapa. Bajó mucho la intensidad en el complemento.

 

Wilchez: De mayor a menor. Como siempre, necesario para la correcta circulación del juego del Arse. En el segundo tiempo mermó su performance. Por momentos traslada demasiado y se encierra. Se perdió una chance increíble al quedar sólo frente a Sánchez y querer definir por arriba de primera, cuando tenía tiempo para parar la pelota. Salió por el ingreso de Calzada.

 

Carrera: Otro flojo partido del platense. Poca participación, poca imaginación y confianza para la maniobra individual y muchas veces, mal posicionado. Lejos de ser la compañía que necesita Contreras arriba. Fue reemplazado por Milo.

 

Contreras: El mejor jugador del equipo durante el tiempo que le tocó jugar. Sacrificado para capitalizar cada envío aéreo y dúctil para transformarlo siempre en un pase positivo. Una gambeta ayudada por un rebote lo dejó mano a mano con el arquero en el primer tiempo pero fue atorado rápidamente. En el segundo tiempo tuvo un cabezazo que se fue por arriba. Fue reemplazado por Mosquito y salió del campo de juego ofuscado con el entrenador.

 

Mosquito: Entró en otra sintonía y no se las pudo ingeniar para capitalizar las pocas pelotas que le llegaron en un momento en que Arsenal necesitaba hacerse de la posesión. Se la jugó en la individual en los últimos minutos pero, con ángulo cerrado, definió suave en lugar de tocar al punto del penal para la llegada de algún compañero.
 

Milo: Ingresó para tener la pelota y apostar a ganar algún mano a mano en los contragolpes. No pudo prosperar porque no le salieron las acciones que intentó las pocas veces que se hizo del balón.
 

Calzada: Jugó los últimos diez minutos y lo amonestaron por una falta evitable.

DT Humberto Grondona: Apostó a una mayor presencia en el medio y salidas rápidas por los costados, y durante gran parte del partido, su equipo hizo méritos para ganar porque conjugó su buen planteo táctico con el movimiento y rotación constante de todos sus futbolistas. Cuestionable el cambio de Contreras, ya que a partir de allí se quedó sin peso ofensivo y sin el equilibrio de defenderse un poco más con la pelota y hasta animarse a ir a buscar los tres puntos.

 
Video
 

 

 
Reserva
 

 

 

¿Conectamos?

 

 

 

Copyright © 2013 Arsenal de Sarandi Web - Todos los derechos reservados