Buenos Aires,

 

 

Pulpo González: "Arsenal es lo más lindo que me pasó en el fútbol"

Con 35 años y actualmente jugando en el Aris Limassol de Chipre, Silvio "Pulpo" González habló de todo en exclusiva con www.arsenaldesarandiweb.com.ar. Desde su actual vida en ese país al noreste del Mediterráneo, la ilusión que llevó a España, sus experiencias en el fútbol colombiano, hasta sus recuerdos en Arsenal, su vínculo con los colores, sus goles más gritados, y su relación con los hinchas del Viaducto. Palabra de un delantero que supo ganarse el corazón de todo Sarandí a fuerza de goles y sacrificio.

Fueron tres etapas en las que el Pulpo González vistió la celeste y roja. Nacido en Guernica, debutó en la primera de Lanús en 1997. En la temporada siguiente, con tan sólo 18 años de edad, llegó a préstamo a Arsenal. En esa temporada 1998/1999, el delantero fue una de las revelaciones al marcar 11 goles y convertirse en una de las figuras de aquel equipo que alcanzó el Torneo Reducido por el ascenso a Primera,  en la que quedó eliminado ante Defensa y Justicia en Segunda Fase. 

Sus muy buenas actuaciones lo devolvieron al Granate, donde jugó hasta el 2002 pero no terminó de volverse importante como si lo era para Arsenal, que al sellar su histórico ascenso a Primera División fue nuevamente a la carga por él y consiguió su regreso. En esa primer temporada del Viaducto en la máxima categoría, el Pulpo fue clave. Convirtió 8 tantos en el Apertura 2002 y 3 en el Clausura 2003 para despertar el interés de San Lorenzo, que se lo llevó en junio de ese año.

Sin embargo, en el Ciclón no alcanzó a jugar ni un partido. ¿La razón? Una cláusula del contrato que habilitaba al club a venderlo ante una oferta del exterior. Y eso sucedió: el Córdoba de la Segunda División de España vino a buscarlo, y hacia Europa se fue.

El Pulpo brilló en el Córdoba pero no le fue tan bien en el Numancia, el otro club español en el que se desempeñó. Así emprendió el regreso a la Argentina, donde un club lo esperaba con los brazos abiertos.

González se volvió a poner la celeste y roja y volvió a responder. Los 6 goles que marcó en ese Torneo Apertura 2005, incluyeron esos dos que convirtió en la mágica tarde de Sarandí ante el Boca que después se coronaría campeón pero que, puntero, recibió un cachetazo infernal en el Viaducto con aquel 4-1 que propició el recordado "Silencio Stampa". En el Clausura 2006 sólo mojó una vez pero su grito significó triunfo ante Racing en Sarandí.

Después, su carrera siguió por Banfield, Olimpiakos Nicosia (Chipre), AEL Limassol (Chipre), Tigre, Patriotas (Colombia), Independiente Santa Fe (Colombia) y Aguilas Doradas (Colombia), siendo éste su último club en 2014, después del cual decidió retirarse. Pero su pasión por el fútbol lo hizo volver a las canchas y hoy sigue metiendo goles en el Aris Limassol de Chipre, donde vive con la familia que formó allí.

 

El detalle de los 29 goles del Pulpo González en Arsenal.

 

Primera B Nacional 1998/1999

15/08/1998 - 1° fecha - Arsenal 4 -1 Almagro (Silvio González y Ruben Palavecino -3-)

29/09/1998 - 7° fecha - San Miguel 0-1 Arsenal (Silvio González)

25/10/1998 - 11° fecha - Tigre 2-6Arsenal (Silvio González, Gustavo Cuartas -3-, Rubén Palavecino y José Soto)

31/10/1998 - 12° fecha - Arsenal 1-0 El Porvenir (Silvio González)

22/11/1998 - 15° fecha - Chacarita 1-1 Arsenal (Silvio González)

13/03/1999 - 20° fecha - Central Córdoba de Rosario 4-1 Arsenal (Silvio González)

27/03/1999 - 23° fecha - Banfield 0-3 Arsenal (Silvio González, Pablo Mannara y Rubén Palavecino)

03/04/1999 - 24° fecha - Arsenal 1-0 San Miguel (Silvio González)

06/04/1999 - 25° fecha - Deportivo Español 0-1 Arsenal (Silvio González)

09/05/1999 - 31° fecha - Los Andes 1-3 Arsenal (Silvio González -2- y Gustavo Cuartas)

 

Primera División - Torneo Apertura 2002

11/08/2002 - 3° fecha - Arsenal 1-2 Newells (Silvio González)

14/09/2002 - 8° fecha - Huracán 2-2 Arsenal (Javier Morales y Silvio González)

29/09/2002 - 10° fecha - Arsenal 3-0 Talleres (Silvio González -2- y Mauricio Piersimone)

04/10/2002 - 11° fecha - Independiente 3-2 Arsenal (Javier Morales y Silvio González)

13/10/2002 - 12° fecha - Arsenal 4-1 Rosario Central (Silvio González, Mauricio Piersimone -2- y Martín Andrizzi)

03/11/2002 - 15° fecha - Banfield 1-1 Arsenal (Silvio González)

23/11/2002 - 18° fecha - Arsenal 2-2 Lanús (Silvio González y Martín Andrizzi).

 

Primera División - Torneo Clausura 2003

08/03/2003 - 4° fecha - Arsenal 1-0 Vélez (Silvio González)

30/03/2003 - 7° fecha - River 3-1 Arsenal (Silvio González)

20/06/2003 - 17° fecha - Arsenal 1-2 San Lorenzo (Silvio González)

Primera División - Torneo Apertura 2005

13/08/2005 - 2° fecha - Arsenal 1-1 Gimnasia LP (Silvio González)

28/08/2005 - 4° fecha - Arsenal 1-3 Quilmes (Silvio González)

17/11/2005 - 15° fecha - Arsenal 4-1 Boca (Silvio González -2-, Juan Pablo Caffa y Patricio González)

26/11/2005 - 17 ° fecha - Arsenal 1-2 Lanús (Silvio González)

04/12/2005 - 18° fecha - Instituto de Córdoba 0-2 Arsenal (Silvio González y Patricio González)

Primera División - Torneo Clausura 2006

04/02/2006 - 3° fecha - Arsenal 1-0 Racing (Silvio González)

 

 

- ¿Como es vivir en Chipre?

La ciudad donde vivo se llama Limassol. Es linda y acogedora. Vendría a ser una de las ciudades turísticas de Chipre, en el verano vienen muchos extranjeros. La gente vive del  turismo. Es una isla de 800 mil habitantes. Se vive bien y cómodo. Acá el tema de la inseguridad no existe: las personas son correctas, se mantiene muy bien el nivel de vida, podés pasear a la noche con los nenes cosa que en Argentina no se puede hacer.

- ¿Cómo describis el fútbol de ese país?

El nivel del fútbol es muy físico. Se trabaja poco lo técnico o táctico. Uno que viene con otro nivel de juego y experiencias, se acopla muy bien al fútbol de acá. Yo ya había jugado y me resulta cómodo y tranquilo seguir jugando en esta liga.

- ¿Cómo se vivió la problemática de los refugiados sirios en Chipre?

Con el tema de los refugiados como pasó el tema muy cerca repercutió mucho en la gente. El país ayudó bastante, se comportó bien y es lamentable lo que le tocó pasar a esas personas.

- ¿Te juntás con otros argentinos que jueguen ahí?

Acá nos juntamos con algunos argentinos que vienen a probar suerte. Sachetti está jugando acá, es un jugador que en Argentina jugó poco y después se había ido España. Siempre hay algún compañero como para juntarse a comer un asadito en casa y pasar buenos momentos.

- ¿Extrañás Argentina?

De Argentina se extraña todo. Mis padres viven allá, mi hermana vive allá. Tengo dos hijos de 13 y 15 viven con su madre allá. Las amistades se extrañan, jugar al fútbol también. Argentina es un país que te motiva ya con el hecho de entrar una cancha a jugar con gente que te grita, que te alienta y que te exige. Esa adrenalina es lo que le gusta al jugador.

- Te retiraste y después volviste. ¿Como fue la decisión de retirarte y después volver a jugar?

Yo había tomado la decisión de retirarme. Un día me cruzó al entrenador del Aris Limassol, me preguntó que estaba haciendo, le dije que me había retirado y me preguntó si quería volver a entrenar para saber si todavía tenía ganas. Jugué amistosos e hice goles, me sentí mejor cada día. Entonces llegó el ofrecimiento de jugar el primer año y después, si quería, colaborar con ellos en el Cuerpo Técnico. Fue una buena decisión seguir jugando y mirar para adelante, para continuar vinculado en algo que me gusta mucho que es el fútbol.

- ¿Te quedó la espina de no poder triunfar en un grande, recordando tus pasos por San Lorenzo e Independiente Santa Fe?

Espina clavada no. Lo de San Lorenzo yo había firmado contrato por seis meses con anterioridad, y en el contrato avalaba que si llegaba una oferta de Europa me podían dejar ir. Llegó la oferta del Córdoba de la Segunda División de España. Siendo yo extracomunitario es difícil jugar en Europa. El Córdoba me abrió las puertas, estoy agradecido por eso a San Lorenzo que me dejó salir sin problemas, y en el primer año me fue bien, pero en el segundo por problemas con la dirigencia casi ni jugué. Terminé en el Numancia de Primera División, pero cuando llegué me desgarré diez centímetros el cuadriceps y entonces uno piensa la mala suerte que tuvo. En Independiente Santa Fe, arrancar jugando bien y que después no te pongan más viajar a reconocer a tus hijos son cosas que uno las vive y no entiende como pueden pasar. Estoy agradecido y contento con la carrera que hice, por una o por otra cosa no terminé de explotar pero así es el fútbol. Uno se queda con las cosas que logró, poder jugar en distintas partes del mundo y siempre con mi mentalidad, por la cual estoy tranquilo y puedo apoyar la cabeza en la almohada.

- ¿Que equipo te marcó más en tu carrera?

El equipo que me marcó más, aunque no salí de inferiores, fue Arsenal. Con 18 años jugar el Nacional B, con toda la gente grande que había en ese equipo fue algo muy importante. El Chaucha Bianco que me dio la oportunidad de jugar de titular y volver dos veces más al club, muy pocos jugadores lo pudieron hacer. Estoy muy agradecido porque gracias a Arsenal hice la carrera que pude hacer.

- ¿Como fue tu paso por Colombia en Patriotas, Aguilas Doradas e Independiente Santa Fe?

Fueron casos diferentes. Son lindas las experiencias. Despues de estar seis meses en Tigre tuve la chance de Patriotas donde futbolísticamente me fue bien, económicamente no. No se cumplió lo que se había prometido. En Independiente Santa Fe comencé haciendo goles y la gente se ilusionó conmigo, pero no pude mantener el nivel durante los primeros seis meses. Empezó el segundo torneo, en el segundo partido tuve que venir a Chipre para reconocer a mis hijos y al DT no le cayó bien eso y me apartó del equipo. De ahí me salió la opotunidad de Aguilas Doradas, donde otra vez no se cumplieron las cosas económicamente, y rescindí el contrato. Me vine a Chipre y decidí retirarme. Me seguían llegando ofertas de Colombia pero movilizar a mi familia para que no te cumplan era una apuesta bastante jugada para mí así que me quedé acá.

- ¿De que entrenador tomaste más cosas o cual te enseñó más?

De mi viejo mucho. Gracias a su esfuerzo, aprendí a patear con las dos piernas, a cabecear, a resolver más rápido. Gracias a él tengo las virtudes que tengo. El Chaucha (José María) Bianco me dio la cuota de confianza que me faltaba. Me puso, me hablaba, me tranquilizaba. El conmigo se portó siempre muy bien y directo, me decía lo que pretendía de mí. El Bambino Veira es un motivador. Al jugador que no juega lo tiene motivado tanto como al que va de titular. Se preocupa por todos los jugadores. Es lo que un entrenador quiere, tener 25 jugadores siempre motivados y preparados para que cuando les toque jugar, se maten por vos.  Son tres personas que aprecio mucho y me dejaron muchas cosas en la memoria.

- ¿Cual fue tu mejor gol?

Mi mejor gol fue en Arsenal. Lamentablemente de ese gol no hay videos, pero fue contra Los Andes en el Nacional B. Ganamos 3-1 y marqué el tercero, que fue sobre el final del partido. Hice una gambeta adentro del área pasando a tres defensores en el área chica y definiendo en el segundo palo. También hubo jugadas muy lindas como ante Banfield, un gol de chilena en Independiente Santa Fe, otro de chilena en un clásico acá en Chipre. Pero me quedo con el de Los Andes porque fue lindo y nos posibilitaba jugar un repechaje con Instituto.

- ¿Tenés diálogo con ex compañeros de Arsenal?

Cada dos por tres hablo con Alejandro Limia por Facebook. Sobre el club, los momentos difíciles que se viven, que siempre se espera que el equipo levante y le vaya bien, que la gente vaya contenta a la cancha y se retire de ella igual. Con Ale hablamos también del tema de mi retiro, él es cinco años más grande que yo, había jugado con mi hermano, y me pudo tranquilizar la cabeza. No es fácil retirarse pero siempre estamos hablando de lo que uno vivió en el club, de decisiones que hay que pensar mejor. Si las piernas y el cuerpo no dan, mejor retirarse pero mientras den se debe seguir disfrutando. Ale es muy abierto y estoy muy contento de haber conocido una persona como él en el mundo del fútbol.

- ¿Cómo recordás tu paso por España?

Mi paso por España fue muy bueno el primer año. Creo que por diez años nunca un extranjero había hecho tantos goles en el Córdoba. Después tuve una oferta del Almería, que me compraba el pase. El presidente no se puso de acuerdo con mi representante, se enojó con él y le advirtió que yo no iba a jugar al año siguiente. No jugué nada. De veinte partidos, jugué cinco o seis. Llegó diciembre y fui al Numancia, de Primera, donde tuve la mala suerte de desgarrarme en el primer partido. Tres meses parado estuve, terminé de jugar los últimos seis partidos rengo porque el cuadriceps no había recuperado. Quizás estando al cien por ciento me hubiese ido mejor, pero son cosas que pasan. Por suerte me tocó volver a Arsenal y me sentí contento de jugar en el club que uno quiere, uno ama y uno siente.

- ¿Que significa Arsenal en tu carrera?

Arsenal me abrió las puertas a los 18 años. Muy pocos jugadores van al Nacional B y con esa edad juegan. Volví a Lanús y me tocó la etapa de no jugar ahí. Cuando Arsenal ascendió, Julito me llamó para ver si tenía ganas de volver. Despues de seis meses de jugar, tuve una oferta para ir a Rusia que me servía muchísimo, pero le hice caso al corazón y pensé que no me podía ir en ese momento, sin dejar mi esfuerzo para que el club se sostenga en Primera División. Son cosas que uno hace porque las siente, porque quiere al club y porque se reconoce todo lo que el club le dio a uno. Siempre voy a recordar lo bien que la pasé ahí, gente que labura ahí como utileros, Huguito el canchero, y muchos buenos momentos. Lamentablemente ya pasó el tren para volver y retirarme ahí, pero Arsenal es todo, es lo más lindo que me pasó en el fútbol.

- ¿Como viviste los títulos ganados por el Arse?

Los títulos fueron lo más lindo que le puede pasar a uno que jugó ahí y siente el club. Da un poco de envidia porque cuando estuve no pudimos ganar nada, pero muy contento por el club porque viene de abajo, la pelea de abajo, y se merece todas las cosas lindas que le pasaron. En la primer copa, cuando marcó Andrizzi me puse muy feliz, es un gran tipo y se merecía vivir esos momentos. Yo soy un hincha más y vivo muy especial los logros que pueda tener el Arse.

- ¿Te gustaría volver a Arsenal en cualquier función?

Siendo sincero. Desde el 2006 que no tengo contacto con el Arse. Cuando volví a Argentina, mi representante se acercó al club para ver si tenía chance de volver, pero no se dio la oportunidad para que vuelva. No tengo vínculo con la gente que sigue en el club y en comisión directiva.

- ¿Cual fue el mejor jugador que compartió vestuario con vos en Arsenal?

Me quedo con Cuartas. Compartir vesturario con Gustavo fue una cosa muy importante para mí. Era un tipo que sabía jugar de espaldas muy bien. Aprendí de las cualidades que el tenía. Otro fue José Soto, que terminó siendo mi representante cuando volví a Tigre y era un mediocampista con mucha presencia, que me ayudó mucho a entender lo que es jugar en el Nacional B. Con ellos fue con quienes más me entendí dentro y fuera de la cancha.

- ¿Que opinás de este presente del equipo?

Son momentos difíciles. Las cosas no están saliendo bien y a los hinchas nos duele. Queremos que al club le vaya bien y ojalá se termine esta racha, se termine el campeonato de la mejor manera, para volver a ver al Arse peleando los primeros lugares. El hincha se merece otra cosa.

- ¿Que te genera el afecto que los hinchas te demuestran en las redes sociales?

Los hinchas me dan alegría. Uno no entiende como despues de tantos años lo sigan recordando. Me saludan por el día de mi cumpleaños, se ponen contentos por mí cuando marco un gol, me piden que vuelva a Arsenal. Me llena de satisfacción saber que la gente se acuerde de mí. Lo que siento con un simple mensaje me llena de felicidad por dentro.

- ¿Te molesta que siempre justificaran los logros de Arsenal con la presencia de Julio Grondona en AFA?

Molesta porque los jugadores hacen mucho sacrificio, ponen lo mejor de sí para que al club le vaya bien y cuando se logra un campeonato, una copa, terminan diciendo lo mismo. El mejor club de barrio del mundo logró lo que logró y al hincha lo llena de felicidad que el club gane cosas. Molesta que la gente de otros equipos no entiendan que los logros son de los equipos, cuerpo técnico y gracias al esfuerzo de todos los jugadores que pasaron. El presidente hizo su esfuerzo de armar un plantel, de luchar convencido de los jugadores que tenía. El equipo logró las cosas por tener un buen plantel y que hablen de la ayuda de Grondona molesta, pero uno se acostumbra. Los títulos se ganan en la cancha, once contra once. Eso tenemos que valorar, que somos un club denominado "chico" que hizo cosas muy grandes.

Por Matías Hermann (@MatiasHermann) y Martín Vassena (@MartinVassena)

 
Videos de los goles del Pulpo con la celeste y roja
 

 
Ultimas 4 fotografías Gentileza " Vamo el Arse "
 

¿Conectamos?

 

 
 

Copyright © 2013 Arsenal de Sarandi Web - Todos los derechos reservados