Buenos Aires,

 

 

HISTORIA

 
Historia Parte 1
 
Al hablar de la historia de Arsenal encontraremos muchas coincidencias con otros clubes que fueron naciendo a partir de la década del 40 en adelante. Precisamente, Arsenal Fútbol Club nació el 11 de enero de 1957 y junto con su fundación, quedó establecido su lugar de origen: Sarandí. De allí nunca se fue y nunca se podrá ir, ya que al decir Sarandí automáticamente surge el nombre del Arse. Desde ese rincón de Avellaneda se forjaron los sucesos y acontecimientos que llenaron de sorpresa al mundo futbolístico argentino. Desde su fundación, fueron de la mano el paso de los días y los progresos deportivos e institucionales. Tras cuatro años de vida, el Viaducto empezó a jugar en la última división de los torneos locales, la “D”. El camino se inició contra Piraña. Tan sólo 45 años después, Arsenal gritaba que era de Primera, planificaba nuevos viajes y cumplía viejos sueños.

Sin ser exagerado, se puede decir que Arsenal Fútbol Club nació después de una situación trágica, o por lo menos, de un suceso triste. Hacia 1956 muere Grondona, padre de Julio, quien no pudo soportar el dolor de la muerte de su padre y encontró en Arsenal un lugar donde podía distraerse y al mismo tiempo ocuparse. Sin embargo, hay que remontarse a muchos años atrás para comenzar a contar esta historia. En 1943 nace un equipito de barrio en el que jugaban todos los pibes de sarandí: Arsenal, en honor al conjunto inglés. Los jóvenes se juntaban frente a la casa de los Grondona y ni Julio ni Héctor podían evitar sumarse a los picados. Con el paso del tiempo, ese equipo de barrio empezó a desaparecer hasta que entre 1954 y 1955 resurge para quedarse definitivamente. Primero, para jugar en los potreros de la zona de manera informal, después para ser el símbolo de Sarandí.

Hacia 1956 Julio Grondona viaja a Uruguay para presenciar el Sudamericano de fútbol. A la vuelta de Montevideo decide poner todas las fuerzas para que el destino de Arsenal se empiece a escribir, sin embargo, tiene al principio algunos contratiempos que posteriormente jugarán a favor para el desarrollo del club. Las reuniones entre Julio y sus amigos se llevaban a cabo en el boliche “Las Tres FFF”, propiedad de los hermanos Matías. Los dueños del bar ya estaban cansados de que los muchachos se junten ahí, consuman poco y estén casi todo el día, entonces decidieron bajarles la persiana. En realidad, se puede decir que en el bar “Las Tres FFF” empezó a funcionar Arsenal Fútbol Club. Los muchachos que tenían el sueño de hacer grande a su equipo se molestaron por el hecho y fue Julio Grondona quien decidió ponerse al frente del proyecto. Igualmente, primero surgió como un boicot al bar que fue encabezado entre los Grondona y un personaje del lugar conocido como el “Negrito” Pazos. Para que el boicot sea completo, necesitaban un lugar donde asentarse. A Julio se le ocurrió alquilar un terreno baldío propiedad de Angel Rodríguez, amigo de su padre que aceptó la oferta pero dejó en claro que si él necesitaba el lugar debían devolvérselo. En ese terreno el “Gordo” Pepe cuidaba animales y no bien se enteró de todo sacó los caballos y colaboró para la fundación del nuevo club. Después de establecer un techito con una pista, la sede empezaba a tomar color. Finalmente, el 11 de enero de 1957 se fundó el club y fue el “Negro” Martín quien puso la piedra fundamental.

Los primeros años vieron al equipo de Sarandí jugando en los potreros de la zona contra rivales de Avellaneda y Lanús. Eran partidos aguerridos contra General Madariaga, Pergamino, Sol Argentino y Belgrano en los que no faltaban las trompadas y la pierna fuerte. “Una vez, contra General Madariaga, íbamos ganando 2 a 0 y entró un loco a caballo con un revolver en la mano a tratar de suspender el partido. Al final, los muchachos lo pudieron convencer de que se vaya. En los fines de semana nos dábamos como en la guerra y después los tenía que atender en el mostrador de la ferretería”, contó Julio Grondona. Para terminar con todos esos problemas, a Julio se le ocurrió inscribir a Arsenal en la AFA y jugar en aficionados. Después de un esfuerzo económico grande entre la gente del barrio, Arsenal empezaba a escribir su historia en el fútbol argentino.

Oficialmente, Arsenal se afilió a la AFA el 3 de marzo de 1961 y en su debut en la categoría llegó a disputar la final. El rival fue Villa Dálmine y el partido se jugó en la cancha de Huracán. El equipo de Campana contaba con un gran apoyo de muchas empresas de su ciudad y los jugadores de Arsenal se sorprendieron al ver llegar a los rivales con tubos de oxigeno, con un asesor técnico (Spinetto) y grandes jugadores como Moyano y Cesáreo. “Nosotros no teníamos idea de tácticas y nos ganaron. A los mejores no los marcábamos porque no sabíamos que era un relevo”, comentó Julio Grondona. Un año después, esos errores no se iban a repetir. El 10 de diciembre de 1962 el Viaducto gritaba por primera vez “Campeón”. Fue un torneo notable en el que Arsenal resultó invicto. Los festejos se repitieron al poco tiempo. Después de dos años en la “C” (en el primer torneo finalizó 5º), el Arse subió a la “Primera B”. Fue en esa categoría donde el club estuvo por más tiempo contando con la presidencia de Julio Grondona quien arreglaba los contratos de los jugadores sobre un cajón de Coca Cola en la sede. Desde 1964 hasta 1984, Arsenal batalló respetando el buen fútbol hasta que llegó un duro traspié que derivó en un triste descenso. Pero de los errores se aprenden y el club demostró estar lleno de gente con valor. Por eso, en 1986 Arsenal volvió a la “Primera B” y en la temporada 1991/1992 logró el ascenso al Nacional B después de haberle ganado en la final del torneo Zonal Sureste a Alvarado de Mar del Plata jugando como visitante. En el Nacional impuso su juego y siempre fue un equipo difícil de superar. Finalmente, el sueño de llegar a Primera se concretó en el 2002 tras vencer en la final del Reducido de la “B” Nacional a Gimnasia de Concepción del Uruguay.

En tan breve resumen de una vida llena de glorias está la respuesta de porqué Arsenal es grande. Ningún club pudo lograr en su historia un ascenso tan sostenido. Un ascenso que no sólo se dio en lo futbolístico sino también en lo institucional, con el desarrollo de otras actividades deportivas y el crecimiento del polideportivo y de la sede de Juan Díaz de Solís y Plaza Sarandí.

De a poco se va culminando con la refacción del estadio para que el sueño sea completo: Arsenal en Primera y jugando en Sarandí, como lo deseaban nuestros padres y abuelos, como lo esperamos nosotros…

EL NOMBRE

No es difícil descubrirlo. El nombre de nuestro querido club nace en homenaje al Arsenal inglés. Los “cañoneros” de Londres tienen una costumbre que se respeta a rajatabla: el buen trato de la pelota. Así fue que los fundadores acordaron que el mejor nombre para el nuevo equipo sería el de Arsenal Fútbol Club y esa denominación no cayó como una carga. En toda su vida futbolística, el humilde equipo de Sarandí mostró como ley primera el respeto por el buen fútbol.

LOS COLORES

El Arsenal inglés fue una motivación y de allí se sacó el nombre, pero lo que no se podía utilizar era el mismo color para la camiseta. El rojo del equipo de Londres se asemejaba al de uno de los vecinos de Avellaneda: Independiente. Entonces, para no quedar mal con el otro vecino, se optó por hacer una fusión de los colores característicos de ambos. El celeste de Racing y la banda roja que cruza el pecho por Independiente.

Este hecho desacredita el rumor y la historia de que Arsenal es un desprendimiento de Independiente. El Arse no es de uno ni de otro, es de la gente que día a día se esfuerza para que sea más grande.

EL ESCUDO

Tan pequeño, ubicado en un extremo de la camiseta (pero cerca del corazón) el escudo es una de las insignias más respetadas por los hinchas. El de Arsenal debió sufrir algunas mutaciones durante su vida hasta llegar a su formato actual. Por un tiempo, se discutió si era correcto que el Arse sólo sea un equipo de fútbol (como su nombre lo indica), sin embargo, el crecimiento del club fue tan grande que se llegó a la conclusión que se debía realizar algún cambio. Finalmente, se optó por respetar el nombre de Arsenal Fútbol club, pero también se decidió que el escudo tendría que agregar otra figura que represente alguna de las tantas actividades que se desarrollaban en el club. Entonces, la franja que cruza el medio del escudo sirvió como una división en la que arriba se ubicó una pelota de fútbol y abajo una torre de ajedrez en representación a las otras actividades del club.

EL ESTADIO

El estadio de Juan Díaz de Solís al 3600 se inauguró en 1964 contra Almirante Brown. La construcción había arrancado dos años antes, mientras Arsenal hacia de local en el club Ateneo, donde estaba Delfo Cabrera.

 

 

DONDE NACEN LOS CRACKS

De las Inferiores de Arsenal han salido grandes jugadores y también han pasado otros que dejaron su marca en la historia del club y del fútbol argentino. Nombrar algunos resulta una arbitrariedad y seguramente quedarán afuera muchos que hicieron demasiado para estar en esta lista. Algunos de ellos son: Héctor Grondona, quien es el jugador con más goles en el club (171 en 347 partidos), Jorge Luis Burruchaga, Urtazún, Amancio Cid, Roberto “Fito” González, Raul Oyola, Miguel Angel Rodríguez, Claudio Larramendi, Jorge Vivaldo y los actuales Gustavo Grondona, Carlos Ruiz [que superó los 300 partidos en el club] y Silvio González.

UNA CLASICA COSTUMBRE

En la historia del Arse hay algunas coincidencias que tal vez no son muy tenidas en cuenta. La más importante a nuestro parecer es la que indica que antes de ascender a alguna categoría, el viaducto se lleva el gustito de haber superado en el último duelo en la categoría a algunos rivales clásicos. Por ejemplo, antes de volver a jugar en la Primera B, Arsenal se despidió de Dock Sud venciéndolo por 2 a 0. Fue el 19 de abril de 1986 y nunca más se volvieron a ver las caras por partidos oficiales.

Una historia parecida se dio en el 2002 pero esta vez ante El Porvenir. El choque se dio en la semifinal y en los partidos de ida y vuelta quedó en claro que Arsenal tenía todo para ascender. Después del trámite llegó Gimnasia de Concepción del Uruguay y la historia conocida.

EL PRIMERO EN PRIMERA

Es probable que la mayoría de ustedes recuerden ese día a la perfección. Igual, aquí van algunos datos del primer partido que jugó arsenal en la primera división del fútbol argentino.

Fue un 28 de julio de 2002 en la cancha del club Atlético Lanús [donde Arsenal hace de local]. El rival era el otro ascendido, Olimpo de Bahía blanca, y como no podía ser de otra manera, el Arse ganó merecidamente por 1 a 0 con el gol del “tano” Piersimone. Ese día se recaudaron $17.977 y estas son las estadísticas del encuentro.

Arsenal: Limia; Cogliandro, C. Ruiz, V. Molina, Almada; Patricio González, L. Vespa, G. Esmerado, M. Andrizzi; Silvio González y M. Piersimone. DT: Jorge Burruchaga.

Olimpo: Aguirre; M. Laspada, Laumman, M. Bustamante; Rogelio Martínez, Carrió, F. Di alessio, Clementz; J. Albornoz; Carrario y Abaurre. DT: Julio César Falcioni.

Gol: PT 24 minutos, Mauricio Piersimone.

Cambios: ST Casado X Albornoz; Marra X Carrió (o); Javier Morales X Piersimone (a); Delorte X Abaurre (o); Cristian Álvarez X Patricio González; Grondona X Silvio González (a).

Amonestados: Patricio González (a) Martínez y Di Alessio (o).

Suplentes de Arsenal: Coldeira y Manrique.

Suplentes de Olimpo: Larrondo y Pietravallo.

A PASO FIRME

En su debut en Primera División, Arsenal dejó en claro que su intención es quedarse por mucho tiempo en la categoría y más allá de que no se hicieron grandes incorporaciones, se armó un buen plantel perfectamente comandado por Jorge Luis Burruchaga. Por eso, después de 19 partidos toda la prensa del país coincidió en que el equipo de Sarandí fue la revelación del apertura 2002 que ganó el club Atlético Independiente.

Arsenal sumó 27 puntos producto de 7 victorias y 6 empates [perdió 6 partidos]. Recibió 25 goles y convirtió 29, de los cuales 8 anotó Silvio González y 8 Mauricio Piersimone. Por esa excelente campaña, Arsenal terminó el Apertura muy alejado del descenso [alcanzó un promedio de 1,421] y con la intención de sumar más unidades en el Clausura para probar suerte en una copa internacional.

Pablo Coria
 

 
 
 
 
 

¿Conectamos?

 

HABLEMOS DE ARSENAL RADIO DESDE EL INICIO DE NUESTRA WEB

 
 

Copyright © 2013 Arsenal de Sarandi Web - Todos los derechos reservados